Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2008

Sobre las palabras.

"Las palabras sólo pueden señalarlo ("lo absoluto"), despejar los obstáculos generados por las interpretaciones erróneas más superficiales y apuntar a lo que siempre se encuentra más allá de su ámbito de aplicación. Esta aclaración resulta absolutamente imprescindible y también es todo lo que nosotros occidentales que carecemos de maestros cualificados, podemos ofrecernos mutuamente para despertar de la ilusión generada por todo lo que estamos condicionados a creer que somos."

Del libro el Décimo Hombre de Wei Wu Wei.

El Sufismo: el Shaikh Ahmed ben Mustafa al-Alawi

«El Infinito o el Mundo de lo Absoluto, que consideramos exterior a nosotros, es, por el contrario, universal, y existe tal cual tanto en nosotros mismos como en el exterior. No hay más que un mundo, y es ése. Lo que consideramos el mundo sensible, el mundo de lo finito o temporal (es decir, la manifestación criatural y transitoria de Dios) no es sino un conjunto de velos que ocultan el Mundo real (increado e infinito). Estos velos son nuestros propios sentidos (comenzando por nuestro “sentido interno”, la consciencia individual y mental, que determina los cinco sentidos de la percepción corporal). Nuestros ojos son velos de la verdadera vista (o conocimiento del “Sí mismo”), nuestras orejas un velo del Oído verdadero (que “todo lo oye”)… ¿Qué queda entonces del hombre (si no es más que “velo”, limitación e ignorancia)? Queda un ligero resplandor (la “chispa” divina oculta en lo más recóndito de su alma) que se le aparece como la lucidez de la consciencia. Hay continuidad perfecta ent…