Mente quieta


13 La más resolutoria forma de meditación es la Comprensión. Es el camino directo que conduce al centro del Ser.
Ráphael

24 La forma que observamos y definimos como árbol no reside en el árbol, sino en nuestra mente, que asume la forma-imagen de todo objeto percibido. La conciencia entonces se identifica, dejándose atrapar por ella. Si reeducamos la mente a no asumir formas, conseguimos que se mantenga quieta, homogénea, indiferenciada, y la misma noción del yo-conflictivo desaparece. Ella es, así, semejante al mar, sin olas, sin encrespaduras, sin movimientos; permanece atenta, disponible, sin acumulaciones ni contenidos subconscientes, más allá del gozo-dolor.

Esta mente así vaciada de devenir-esclavitud está finalmente preparada para el último paso de la realización; sólo tiene que aguardar el brote del gran Silencio, sin forzarlo o desearlo (esto implicaría crear nuevas olas-formas conflictivas y las consiguientes identificaciones), simplemente esperándolo, pues ciertamente llegará -como ley ineluctable del Ser.

Ráphael
La Triple Vía del Fuego
Pensamientos que vibran
ed. Asram Vidya España
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...